jueves, 31 de marzo de 2016

IRONÍAS DE LA VIDA (O DE LA MUERTE)

Vasile, un bebé de apenas dos semanas de vida, ha fallecido este martes en la carretera CM-4000, a la altura de Cebolla (Toledo), misma vía en la que su madre la había dado a luz debido a que no llegaron a tiempo al hospital de Talavera para el parto. Al parecer, según afirman varios medios locales, la madre de la pequeña viajaba en el vehículo que se accidentó con la niña en brazos y sin cinturón de seguridad.
Un bebé ha fallecido en un accidente de tráfico a la altura de Cebolla (Toledo) en la carretera comarcal de Castilla-La Mancha, la CM-4000, lamisma en la que su madre había dado a luz a la pequeña dos semanas antes como consecuencia de un parto prematuro que obligó a alumbrar al bebé en plena vía y que impidió que el equipo médico llegara a tiempo.
Vasile, la pequeña que ha fallecido en ese siniestro, regresaba del centro de salud de Cebolla junto a su madre y una amiga, la conductora del coche, cuando, según apuntan todas las investigaciones, el coche se incorporó a la CM-4000 en un cruce donde ya se han producido algunos accidentes, alguno de ellos con varios fallecidos.
Medios como 'Cadena Ser Talavera' aseguran que no se descarta que la conductora del vehículo se saltara un STOP, algo que provocó que un camión que circulaba por la vía impactara de lleno contra el coche en el que viajaba la pequeña Vasile. El bebé salió disparado hacia atrás (otros medios apuntan a que su madre iba sin cinturón y la llevaba agarrada en brazos), algo que provocó que los servicios sanitarios únicamente pudieran confirmar su muerte.
El rescate del vehículo en el que viajaba la pequeña fue, además, realmente complicado, ya que el monovolumen quedó colgando de un terraplén que provocó que las tareas se alargaran durante más de una hora.
La conductora del vehículo y la madre de Vasile, la niña fallecida, ambas de nacionalidad rumana, fueron trasladadas al Hospital Nuestra Señora del Prado de Talavera y al Virgen del Valle de Toledo, respectivamente. Esta última es la que reviste mayor gravedad, ya que según el último parte médico su estado es "preocupante", ingresando en la Unidad de Vigilancia Intensiva. 
La Guardia Civil ha abierto una investigación para determinar las causas reales del accidente y confirmar si la niña iba o no con los sistemas de retención correspondientes y la velocidad a la que circulaba el otro vehículo era la recomendada en esa vía.
Malpica, lugar de residencia de la familia de Vasile, ha decretado dos días de luto por la muerte de la pequeña. El padre de la menor, según publica 'ABC', había viajado unos días antes a Rumanía para tramitar la doble nacionalidad de la fallecida.

No hay comentarios: