viernes, 27 de mayo de 2011

AHORA LE TOCA A TELEFÓNICA


Telefónica despedirá a 8.500 trabajadores en cinco años



Telefónica propone ahora un expediente de regulación de empleo que contempla una reducción de plantilla de hasta 8.500 puestos -sobre un total de 28.000- a lo largo de cinco años, hasta dejarlos en torno a 20.000 a 31 de diciembre de 2015, puesto que el plan contempla la creación de empleo hasta un número máximo equivalente al 5% de la plantilla en ese periodo. El documento, que la operadora entregará este jueves en el Ministerio de Trabajo, supone la extensión del plazo y el aumento de las bajas respecto al anuncio inicial, que cifraba las salidas en un 20% de la plantilla de Telefónica de España en un periodo de tres años. La compañía alega la existencia de una “causa económica”, con un escenario de ingresos “inexorablemente decrecientes”, y añade que la presión de los reguladores condiciona su capacidad competitiva.
Se abre ahora un plazo de un mes para la negociación con los sindicatos. La extensión del plan a cinco años, aunque eleva el porcentaje máximo del recorte total de empleo hasta un 25%, permite vincularlo a un convenio por un lustro en el que la empresa asumiría el compromiso de fijar la plantilla definitiva de la operadora en España, una exigencia de las centrales. El documento- propuesta así lo recoge, al reflejar que la medida de ajuste, además de contribuir a solventar la situación de dificultad de la empresa, “garantiza la estabilidad del resto de contratos de trabajo”. Rebaja, además, la cifra de salidas estimadas por cada año: desde 2.170 en el programa trienal hasta 1.700 en el nuevo planteamiento.
La propuesta es abierta, de manera que los trabajadores pueden pedir su inclusión en el ERE voluntariamente. No hay tramos de edad, si bien es previsible que los incentivos económicos, que aumentan con la antigüedad, animen a los más veteranos. Pero la compañía no se apeará del objetivo previsto y advierte de que, si no se cubre, recurrirá a las externalización de determinadas tareas.

No hay comentarios: