Últimas entradas

SÍGUENOS EN:

Síguenos en facebook Síguenos en Google+ Síguenos en Twitter Canal de youtube sígueme en Instagram

miércoles, 26 de diciembre de 2018

MORDIDAS QUE PODRÍAN SALPICAR AL REY EMÉRITO

Mordidas que en el supuesto caso de que fueran ciertas, tampoco le afectarían, puesto que este sistema tan eficaz que tenemos le libraría de ser juzgado, es lo que tiene en este país vivir en un cuento de hadas, donde los reyes roban impunemente y una masa de corderos les apoyan con fe ciega.




MIGUEL ÁNGEL CAMPOS / 26/12/2018
La Fiscalía Anticorrupción inicia la investigación por el supuesto pago de mordidas millonarias en la construcción del AVE entre Medina y La Meca con la solicitud a Arabia Saudí, para que informe respecto a si mantiene algún procedimiento abierto al respecto.

Si como sospechan las fuentes consultadas, la respuesta es negativa, abrirán el caso en forma de diligencias informativas desde la Fiscalía y con carácter reservado, para determinar si existe causa penal y en su caso, presentar una querella ante el juzgado que corresponda por corrupción en transacción económica internacional.

Anticorrupción no ha podido iniciar hasta ahora este procedimiento porque el juez del caso Villarejo, Diego de Egea, no había trasladado la causa a los fiscales a pesar de sus reiterados requerimientos desde que el magistrado la archivó, el pasado 7 de septiembre. El juez ya ha deducido testimonio del procedimiento y las pesquisas pueden arrancar, según las mismas fuentes.

Según el testimonio de Corinna en las grabaciones de Villarejo, el rey Juan Carlos recibió parte de una comisión de 80 millones de euros por sus gestiones para la construcción del AVE a La Meca en 2011. Siempre según la examante del rey emérito, el empresario Juan Miguel Villar Mir, junto a otros empresarios beneficiados con la obra y los saudíes acabaron pagando y el dinero fue depositado en una cuenta suiza del abogado Dante Canónica.

Anticorrupción considera que los datos aportados por Corinna son "precisos y susceptibles" de presentar una querella, si sus manifestaciones son corroboradas en las diligencias informativas. En cualquier caso, la querella se dirigiría contra los empresarios que hubieran participado en la operación, entre ellos Juan Miguel Villar Mir. Nunca afectaría a Juan Carlos I porque los hechos acontecieron antes de su abdicación en junio de 2014 y por tanto, seguía gozando de inviolabilidad.

Esta línea de investigación es la única que permanece abierta de la conocida como 'pieza Carol' en la que se investigaban las revelaciones de Corinna a Villarejo sobre el rey Juan Carlos. El juez Diego de Egea, a petición de la Fiscalía Anticorrupción, archivó tanto la supuesta propiedad inmobiliaria del rey emérito en Marruecos, donde siempre según su amiga íntima, la utilizó de testaferro, como el caso de las supuestas cuentas de Juan Carlos I en Suiza. El juez argumentó que entre la multitud de documentos incautados a Villarejo, no hay ningún dato que corrobore o dé verosimilitud al testimonio de Corinna, y sostuvo que su confesión era imprecisa, no aportaba pruebas incriminatorias, y podía estar motivada por el resentimiento.

No hay comentarios: