Últimas entradas

Lo último

viernes, 16 de diciembre de 2016

GRAVES PROBLEMAS EN EL ANTIGUO MERCADO DE SEGUR


Preocupación entre los vecinos de Segur de Calafell por el incendio que se produjo en la noche de ayer en el Mercat Vell de Calafell. El problema es que la instalación está en total de abandono y desde hace meses sufre actos de vandalismo e incluso ocupaciones temporales. En la noche de ayer algunos vándalos rompieron los cristales y prendieron fuego. Las llamas encendieron papeles y cartones que había en el interior. Diversas dotaciones de bomberos tuvieron que intervenir y apagaronn el incendio en pocos minutos. Sin embargo los vecinos denuncian que el problema persiste mientras no se tome una una solución para un edificio que también presenta daños estructurales. El Ayuntamiento recuerda que el edificio no es municipal. El alcalde Ramon Ferré señala que lleva meses intentando encontrar una solución con sus propietarios.


Sobre las diez de la noche del miércoles los vecinos escucharon una explosión «y enseguida todo se llenó de humo», recuerda Valle Luna. En pocos minutos la quincena de vecinos estaba en la calle en bata y zapatillas. Y veían como el antiguo mercado de Segur de Calafell ardía bajo sus casas.
«Suerte de los bomberos que llegaron rápido», señala José Miguel Martínez. De lo contrario no saben lo que podría haber sucedido. En pocos minutos los vecino pudieron regresar a casa ya que sólo quemaron los cartones y maderas que se acumulaban detrás una de las rejas que intentan evitar el acceso a las antiguas instalaciones del mercado.
Hace años
Las llamas dañaron aún más la estructura de los bajos del edificio y los vecinos tienen miedo. El mercado está cerrado desde hace años. Los paradistas fueron dejando los locales y no quedó nadie. Las instalaciones quedaron a merced de vándalos «y de delincuentes que entran a hacer de todo», lamentan los vecinos.
No es el primer incendio que sufren los locales con rejas que no evitan incursiones. La suciedad se acumula en el interior y las canalizaciones de luz y de agua fueron saqueadas. «Un año nos dejaron sin suministro en todo el edificio en Nochebuena porque saquearon los tendidos», recuerda Valle Luna. El incendio de la noche del miércoles ha sido otro mazazo para los vecinos que sienten que tienen un polvorín debajo de sus casas y piden soluciones al Ayuntamiento. Sin embargo los locales que acogían el mercado son de propiedad privada y el Ayuntamiento sólo posee un 7% de la planta. «El Consistorio está dispuesto a asumir su parte de las obras de recuperación, pero el resto depende de muchos propietarios» dice el alcalde Ramon Ferré. 
Un grupo de menores
La Policía Local investiga la autoría del fuego, pero los vecinos no dudan en señalar a un grupo de jóvenes que acostumbra a reunirse junto a la estación de Segur de Calafell «y que cuando hay policía por la zona se refugian en el antiguo mercado».
Ese grupo sería de menores de edad y los vecinos ya les han denunciado por desórdenes y robos además de haber tenido enfrentamientos con ellos. «Hay miedo», dicen.

No hay comentarios: