Últimas entradas

Lo último

lunes, 26 de septiembre de 2016

LA "FIRA DE SANT MIQUEL" PIERDE FUELLE

En mi opinión la "Fira de Sant Miquel" de Segur requiere un profundo estudio para evitar la pérdida de calidad que viene padeciendo año tras año. En esta última edición se ha sustituido el stand de los restauradores del municipio por los "fast-truck", ha desaparecido la exposición de vehículos y ninguna empresa del municipio ha expuesto su producto, la estructura de las paradas es bastante pobre y han quedado muchos huecos vacíos en la avenida. Desconozco el precio al que deben hacer frente los paradistas y/o expositores, pero hay varias cuestiones que creo deberían plantearse; deberían reunirse empresarios, comerciantes, ayuntamiento y ciudadanos para debatir sobre si se quiere mejorar, de lo contrario en pocos años está condenada a desaparecer. Ayer mismo, por la tarde, tanto paradas como furgonetas de "fast-food" estaban de brazos cruzados, quizá algunos no hicieron ni para la luz, es de suponer que si no salen las cuentas, algunos no repitan. Este tipo de ferias, donde los expositores sólo disponen de un par de días para amortizar gastos y con suerte algo de beneficio, deberían disponer de mucho más espacio y actividades con el fin de atraer al mayor número de público posible y, de este modo asegurar su continuidad.

Creo que cada vez vienen menos visitantes de municipios vecinos, o esa es la sensación que se percibe desde fuera. No se si alguien se lo ha planteado, pero una opción podría pasar por ubicarla en el puerto, donde si se aprovechara también el espacio del aparcamiento, se podría disfrutar de un buen surtido de atracciones, ya no sólo para los niños, sino para jóvenes y adultos. Habría espacio también para expositores que requieren mayor superficie, como vehículos u otros productos, comercios del municipio, restauradores, los "fast-truck", etc., etc. Otra opción a contemplar, podría ser el hecho de concentrar otros eventos como podría ser el "Tunning" o el "Mercat d´estocks", por poner dos ejemplos, cuántas más actividades, más posibilidades de atraer público y en consecuencia, mayor beneficio para los expositores.

Dadas las circunstancias también habría que plantearse si el precio que se debe pagar es lo suficiente atractivo para los interesados, quizá prever en los próximos presupuestos un ajuste para reordenar la partida destinada a fiestas y adaptarla de forma que los empresarios y comerciantes del municipio gozaran de ciertos privilegios para exponer podría ser uno de los alicientes, este año no creo haber visto ninguna de esas empresas que otros años habían expuesto, cabe preguntarse ¿por qué no han repetido?, la respuesta creo que es evidente y, si es por una cuestión económica, más motivo para estudiar el problema.

No hay comentarios: