Últimas entradas

Lo último

jueves, 11 de agosto de 2016

TORREDEMBARRA: DENUNCIADA POR LA GUARDIA CIVIL LA PROTECTORA

DE PROTECTORA A MALTRATADORA


La Guardia Civil ha denunciado a la protectora de Torredembarra porque los animales que acoge no están en las mínimas condiciones ni de espacio ni de salubridad ni de alimentación o cuidados. Algunos perros presentan síntomas de enfermedades como la leishmaniasis o la sarna, pero no aparentaban estar tratados.
Entre otras irregularidades, tampoco se ha encontrado durante la inspección la documentación sobre la recogida de cadáveres y residuos ni está actualizado el registro de salida y entrada de animales. Además, los empleados carecen de la licencia para tratar con animales potencialmente peligrosos.
Cierre
La Guardia Civil habría enviado las denuncias detectadas en la protectora de Torredembarra al departamento de Medi Natural de la Generalitat, que es el que debe imponer las medidas correctoras o las sanciones si lo considera, como sería incluso el cierre de la instalación.
Según ha podido saber el Diari, la Guardia Civil desplegó unas inspecciones por diversos núcleos zoológicos de la demarcación para controlar la cría y venta de animales, así como su adiestramiento. Se habrían visitado hasta seis instalaciones, pero en la protectora de Torredembarra se han generado la mayoría de las denuncias.
Fuentes del cuerpo se han limitado a confirmar las inspecciones en los núcleos zoológicos «en una campaña de protección de los animales». Esas inspecciones se habrían realizado tanto en centros privados como de titularidad municipal pero entregados en concesión. La protectora de Torredembarra es pública y está gestionada por Olescan.
Denuncias
Hace mucho que voluntarios y vecinos habían denunciado la situación de la protectora. La inspección de la Guardia Civil habría detectado irregularidades que afectan al estado de los animales que acoge, desde perros y gatos a un caballo, un burro, un cerdo vietnamita, cabras y aves.
Pero en lo que debería ser un lugar para el bienestar de los animales, la inspección de Guardia Civil habría detectado situaciones que afectan incluso a la salud de los perros y al propio funcionamiento de la instalación. Además del hacinamiento en unas jaulas llenas de excrementos, los animales también pueden verse por espacios comunes. En el momento de la visita de los agentes se habría explicado desde el centro que habría unos 500 animales.
También se ha explicado desde entidades protectoras de animales que la comida se les lanza a los perros al suelo con el pretendido argumento de evitar las peleas por los comederos y que la zona de enfermería también estaría llena de excrementos y suciedad y además con perros sueltos deambulando por la dependencia.

No hay comentarios: