Últimas entradas

Lo último

martes, 24 de junio de 2014

EL PROBLEMA DE LAS OCUPACIONES VA EN AUMENTO

   Lo curioso es que digan que fuentes policiales pidan a los vecinos que denuncien a la policía municipal o a mossos cuando detecten situaciones nuevas o desorden, de acuerdo que para casos de desorden se produce la actuación pertinente, pero avisar cuando se detecten situaciones nuevas, ¿para qué?, si lo primero que te responden es que no se puede hacer nada, en una ocasión, cuando fui a denunciar una ocupación reciente en una vivienda de la calle Cúspide, me respondieron que la denuncia la debía formular el titular de la vivienda, les dije que la vivienda era del banco, a lo que respondieron eso, que no se podía hacer nada, ni siquiera tomaron nota, así que ya me contarás ¿de qué sirve tanta parafernalia?, lo único cierto es lo de la falta de agilidad de las leyes, es obvio que se trata de una contradicción.


Los Mossos d’Esquadra investigan si el incendio que sucedió el sábado en una casa abandonada pero ocupada en Segur de Calafell pudo ser provocado. Las llamas afectaron a la cocina y a una cubierta habilitada en el jardín donde había evidencias de que en algún momento han residido ocupantes.
Cuando llegaron los bomberos no había nadie en la casa, pero según los indicios encontrados y como han explicado vecinos de la zona, la vivienda podría tener ocupantes. Los equipos de extinción llegaron a la casa sobre 14.17 cuando ya salía una densa humareda de la planta superior de la casa unifamiliar y en apenas media hora sofocaron el incendio.
Estaba controlada
En la casa de la calle Rector Triadó de Segur de Calafell no han habido desórdenes ni quejas de los vecinos por estar ocupada. Explican que durante meses ha vivido al menos una persona, pero el incendio ha levantado alarma en la zona. Los vecinos temen que tras el fuego la vivienda acelere su degradación y que afecte al barrio.
Fuentes policiales han señalado que era una de las casas de Calafell donde ya se tenía constancia de la ocupación y que estaba con un seguimiento de los agentes locales.
La ocupación de viviendas a medio hacer o acabadas, pero que los promotores no vendieron, se ha extendido en diferentes municipios del Baix Penedès. En Calafell hay incluso dos edificios enteros que han sido ocupados por familias y grupos de personas.
En El Vendrell, el concejal de Seguridad Ciudadana Joan Josep Nin, reconoce la preocupación por diferentes inmuebles ocupados y que la situación se ha incrementado en los últimos meses. 
Temor a la delincuencia
El temor es que en algunas ocupaciones haya un entorno de delincuencia que genera molestias y preocupación a los vecinos por la degradación del inmueble e incluso por peleas entre los ocupantes. En este sentido la investigación determinará si el fuego ha sido intencionado y pueda tener su origen en alguna venganza.
Fuentes policiales de El Vendrell y Calafell destacan que todos los inmuebles ocupados de forma ilegal están controlados y se pide a los vecinos que avisen a la Policía Local o Mossos d’Esquadra cuando detecten situaciones nuevas o desórdenes. Nin, la preocupación no es por las familias que se han quedado en la calle y han buscado una vivienda pero no generan problemas.
En todo caso las policías de Calafell y de El Vendrell realizan controles de los inmuebles ocupados y también identificaciones de las personas que están instaladas. Señalan sin embargo la falta de agilidad de las leyes para poder realizar desalojos o para acceder a las viviendas en caso de denuncias de los vecinos por desórdenes.

No hay comentarios: